Sociedades atomizadas: La teoría del amor sueco

¿Qué pasa cuando se lleva hasta los últimos extremos la idea de la independencia de los indivíduos de una sociedad?

Si el estado proporcionara un medio económico de subsistencia a todos sus ciudadanos, las relaciones de pareja serían más sinceras, porque serían de igual a igual.  La relaciones entre hijos y padres serían más auténticas, porque no habría dependencia económica.

En Suecia realizaron un manifiesto por la indepencia hace 40 años, y el resultado le sorprenderá.

El nivel de descohesión de las estructuras sociales es impresonante.

Existe una palabra para determinar las parejas que han decidido no vivir juntas, pero que se ven los fines de semana de forma estable.

La gente tiene muchas dificultades para socializar, ya que sólo se relaciona cuando le viene en gana, con quien le viene en gana. Se quedan aislados y solos. La cruz roja inicia campañas para que la gente joven se active a cuidar ancianos.

Resultados:

Hay agencias estatales dedicadas a rebuscar en los apartamentos de las personas que aparecen muertas para ver si tienen algún familiar vivo que pueda recibir en herencia las propiedas.

Hay voluntarios que se reunen los fines de semana para buscar personas desaparecidas.

Los minutos finales muestran el contraejemplo de Etiopía, donde NO se entiende que un vecino pueda estar solo. Etiopía dando realmente clases de humanidad.

Anuncios

Desmontando el baturrismo: “Zaragoza Vil”

En los últimos coletazos de campaña electoral municipal donde se cerró el ciclo de ciudades del cambio, dió pie para asistir a un par de documentales que pueden dar algo más de luz sobre las estructuras de poder formal e informal más cercanas del sistema.

cartel-zaragoza-vil

 

El caso del documental Zaragoza Vil de Antonio Tausiet relata en formato vídeo aquello que ya se adelantó en el proyecto de investigación Quién Manda en Zaragoza del colectivo Azofra.

Al igual que en los famosos “Paseos de Jane”, al repasar el paisaje municipal actual el habitante de Zaragoza se encuentra con ciertas repeticiones de moles de pisos que rompen cualquier estructura orgánica y explicar el origen de estos bloques, nos lleva a visualizar los pelotazos urbanísticos de las oligarquías locales.

En realidad acercarnos a la versión del 1% local sigue sorprendiendo por la alianza de empresas privadas que se van apoyando entre sí y en las instituciones para reforzar estas redes extractivas.

seleccic3b3n_305.png

El colmo es la imposición de los cánticos católicos cada X horas en el casco histórico de la ciudad, para que luego hablen de los musulmanes. Una crítica muy acertada del documental se puede ver en este artículo de Cierzo Digital.

Una pieza más para desmontar la falsa identidad aragonesa impuesta en el imaginario colectivo desde el golpe de estado a la república y que  detalla de manera excepcional Fernando Busto de la Vega en este artículo de Nabarralde.

Lúcido Lucio

 

Imprescindible documental que cuenta la vida de Lucio Urtubia, a la vez que entrevista a este lúcido anarquista con las ideas muy claras, que no necesitó ni ir a la escuela para desesperar al “prestigioso” y rescatado en 2011 (por USA entre otros bancos privados) CityBank apropiándose al equivalente a 20 millones de euros actuales para invertir el dinero en la causa anarquista.

Historias como la suya son silenciadas, a pesar de que este documental ganó el goya en 2008

La potencia de su discurso es la inmediatez y la claridad de sus argumentos.

200px-lucio_urtubia

http://www.rtve.es/alacarta/videos/el-documental/lucio/961865/

Socializando la investigación básica, y privatizando beneficios a coste de tu salud: las farmaceúticas

Si hay algo que puede lograr consensos en un tiempo record es que todos esperamos que la sociedad debería auto-dotarse de una herramienta que nos permita librarnos de enfermedades.

Además del acceso a la sanidad universal, el desarrollo de vacunas o medicamentos es un proceso que gran parte de la gente ignora. El común de los mortales piensa que las farmaceúticas tienen muchos laboratorios donde emplean a miles de científicos, pero la realidad desmonta ese mito.

Los ciudadanos pagan la investigación básica que se realiza desde la universidad pública, con mucho esfuerzo y por cierto, precarizando a todos sus trabajadores. (la explotación laboral neoliberal de la universidad, que se asumió con más o menos resignación quizá fue la vanguardia de las relaciones laborales que nos esperaban).

En resumen, Los ciudadanos pagan 2 veces: La investigación básica, y luego cuando el gobierno compra a esa misma idea a la compañía farmaceútica.

Este documental expone grandes ideas con protagonistas del sector. Grandes frases que aparecen:

“Las grandes compañías farmaceúticas toman las ideas de la investigación básica, extraen posibles medicamentos,  y desarrollan productos y luego venden esos productos al sistema nacional de salud “, Javier Diaz Nido, profesor e investigador del centro de biología molecular Severo Ochoa.

“Se socializan los costes de la innovación y se privatizan los beneficios”,  Vincenzo Pavone, investigador Instituto de Políticas públicas. CSIC.

“Las farmaceúticas dedican menos del 8% a investigación”, James Love, director de Knowledge Ecology Internacional.

Algunas de las soluciones que se plantean en el documental mi me convencen totalmente. Como plantea Vanessa Lopez, las universidades deberían vender/ceder sus investigaciones a las empresas privadas, pero con derechos, con condiciones. Deberían obligarles a que si desarrollan un medicamento con esa idea, tenga un precio asequible, y que ese conocimiento generado sea de dominio público.

MUY recomendable

Universidad, S. A.

Recordando el estudio de los investigadores suizos sobre que 737 compañías que controlan el 80% del valor de todas las transnacionales del mundo; y los proyectos de datos masivos en red para controlar al poder desde la ciudadanía, al visualizar el siguiente documental descubrí quien MANDA de forma oficial en la universidad pública. Son los “consejos sociales” de las universidades, por encima del rector y del consejo rectoral. Sólo hay empresarios que pueden ser hasta imputados en casos de corrupción. Se detalla a partir del min 38.00 del documental entero. Hoy el consejo social no representa a la sociedad. Es una falsificación.

Es una información actual. No es el futuro que quieren al someternos a alguna reforma educativa.Con todos los problemas que tenemos como sociedad, el único objetivo de los sabios de nuestra sociedad es participar en el moldeado de una sociedad mercantil.  Es más, me llega información de que existen interinos de la universidad son obligados a trabajar en régimen de falsos autónomo. A continuación el trailer:

Toda la información e incluso el documental completo, en la web del proyecto: http://www.universidadsa.com/

Este documental pretende mostrar los procesos y las consecuencias que resultan de la mercantilización de la Universidad y de su contexto político, económico y social.

Para ello, contactamos y entrevistamos a personas vinculadas a la universidad de diferentes maneras y con distintos perfiles, desde una ex-alumna hasta un ex-rector; con tal de intentar ofrecer una visión amplia y diversa de lo que acontece la educación superior.  Nuestro cedazo, en materia de selección de los entrevistados, fueron los ejes temáticos que veíamos importante tratar así como la voluntad de colaboración con este proyecto; pues, cabe decir, que no pocos desatendieron nuestra invitación.

Con todo, parece ser, que de una manera u otra la mayoría de los puntos de vista mostrados en el documental convergen hacia un mismo punto: la Universidad, la niña bonita de nuestras instituciones, se ha dejado corromper. Y lo ha hecho de distintas maneras: sometiéndose a los dictados de la mercantilización, dejándose llevar por la fiebre inmobiliaria, banalizando los títulos, aceptando la privatización -literalmente- de los resultados de las investigaciones (y por ende; elitizando y privatizando el conocimiento producido con dinero público), deshumanizando las aulas y a lo que ellas contengan, etc. Todo, por tal de satisfacer a nuestras nuevas deidades: los mercados, las empresas y las corporaciones que en ellos actúan.

Así, el documental transita desde los espacios macroeconómicos de decisión que marcan la pauta y el hacer de los gobiernos a la traducción directa de la aplicación de estas medidas, previo señalamiento de los responsables políticos, explicitando las consecuencias sociales y personales que tienen estas dinámicas.

El orden criminal del mundo. Killer Capitalism

Jean Ziegler, relator de la ONU, min 13:23,

[…] Killer Capitalism.[…] El capitalismo de la jungla que mata, que asesina. […]  Todos los días en este planeta según la FAO 100.000 personas mueren de hambre o  a causa de sus consecuencias inmediatas […] en un planeta que según la FAO podría alimentar con en condiciones normales, con 2.700 calorías/día  para un adulto normal a 12.000 millones de seres humanos. Y somos 6.000 millones,  o sea que en esta matanza cotidiana del hambre no hay fatalidad alguna.

José Collado, misionero en Niger, min 11:23,

[…] La política del FMI como la del Banco Mundial yo no la veo clara por ningun sitio porque no se ven los beneficios, yo aqui en treitantantos años pues veo que la pobreza va aumentando: los ricos son cada vez más ricos y los pobres son cada vez más pobres […] es la mundialización de la pobreza, no de la riqueza.

Eduardo Galeano, Escritor min 12:17,

El FMI lo manejan 5 paises, y sobre todo uno, que es el que tiene derecho de veto, pero digamos 5. El Banco Mundial es un poquito más democrático, lo manejan 8 paises. La Organización Mundial del Comercio, que es la que nos condena a cobrar cada vez menos y a pagar cada vez más, en sus estatutos se establece el derecho de voto, pero nunca se voto. JAMAS.

Ángel Olarán, misionero en Etiopia min 14:39,

[…] Esto clama al cielo. Esto clama a occidente, clama al primer mundo . Es incomprensible, es impensable, es absurdo, es injusto, con los apelativos que quiera, que el primer mundo esté exigiendo al mundo de aqui, al mundo africano que pague las deudas (que ya han sido pagadas) está suponiendo quitar la comida a estos niños..Esto no va a ayudar nada allí y esto está quitando el pan a nuestros hijos.  Es criminal, es como un genocidio organizado a un nivel internacional.

MAGNÍFICO. De principio a fin. Una colección de joyas y de citas impresionantes.  Se podría citar cada frase del impresionante documental realizado por el programa EN PORTADA de la 2 y emitido el 14 de septiembre de 2006.

Retrata con absoluta precisión el perverso sistema que desgraciadamente todavía persiste y mediante el cual se rige la humanidad.

 Aunque nos quieren hacer creer lo contrario, nos sumergen en una fantasía en la que la humanidad se lanza a una carrera en evolución y desarrollo contínuo, de constante “crecimiento” sin alternativa (ejem), gracias a documentales como este, podemos constatar que el orden mundial permanece, y no evoluciona tanto como nos quieren hacer creer. La última supuesta crisis no parece haber socavado ni un gramo de poder a ese 1% de personas dirigentes.

Aunque intervienen intelectuales como la ex ministra de cultura de Malí, Aminata Taoré; el juez Baltasar Garzón; el dirigente campesino colombiano Hector Mondragón, el jurista norteamericano William Goodman o los españoles en África José Collado y Ángel Olarán fundamentalmente se entrevista al ensayista suizo Jean Ziegler, relator de la ONU, y al escritor uruguayo Eduardo Galeano, que coinciden en calificar el orden del mundo de “criminal”.

Ambos ahondan en todos y cada uno de los extremos de ese “orden criminal” a saber:

  1. el debilitamiento del estado nacional
  2. el surgimiento de un nuevo tipo de capitalismo
  3. la reducción drástica de derechos en todo el mundo
  4. desmenuzando las causas del miedo cotidiano y la inseguridad global

Ahí es nada. Una auténtica joya.

“El orden criminal del mundo” está dirigido por Juan Antonio Sacaluga, cuenta con guión de Vicente Romero, imagen de Jesús Mata y Miguel del Hoyo y sonido de Carlos Días Oliván y Francisco Rueda.

Trucos que mantienen el capitalismo: programar la obsolescencia

Como dice Paul Ariès : El decrecimiento es una palabra obús que significa que sirve simplemente para decir que la solución no está siempre en el “siempre más”.  La clave está en entender el concepto de límite.  No se puede pretender crecer a un 2%  anual de forma indefinida.

La naturaleza no opera de esta forma.Suele explicarse que el decrecimiento usa como mascota la silueta de un caracol porque el caracol sabe que existe un delicado equilibrio entre su crecimiento y su supervivencia. Tal como muestra decrecimiento.info

“El caracol construye la delicada arquitectura de su concha añadiendo una tras otra las espiras cada vez más amplias; después cesa bruscamente y comienza a enroscarse esta vez en decrecimiento, ya que una sola espira más daría a la concha una dimensión dieciséis veces más grande, lo que en lugar de contribuir al bienestar del animal, lo sobrecargaría. Y desde entonces, cualquier aumento de su productividad serviría sólo para paliar las dificultades creadas por esta ampliación de la concha, fuera de los límites fijados por su finalidad.

Pasado el punto límite de la ampliación de las espiras, los problemas del sobre crecimiento se multiplican en progresión geométrica, mientras que la capacidad biológica del caracol sólo puede, en el mejor de los casos, seguir una progresión aritmética”.

Ivan Illich

Estamos inmersos en un sistema de producción basado en un mundo sin límites. Ni energéticos, ni materiales.

Algo que sencillamente es falso.

La única forma que el sistema capitalista tiene de autoperpetuarse es falsear la realidad, por un lado:  invirtiendo unas cantidades ingentes en publicidad para que creamos que nos mueve siempre el afán de lucro.  Pero el motor del afán de lucro es la propaganda CONTINUA en la que deben invertir para incitarnos a consumir y activar el ciclo económico. No surge de forma natural en nosotros renovar nuestro vestuario cada 3 meses, por poner un ejemplo.

Por otro, modificando los procesos de producción para que no resulten tan eficientes como lo que realmente son, y obliguen al usuario a reponer el producto cada cierto tiempo.  En 1911 se anunciaban bombillas con una duración certificada de 2500 horas pero en 1924 los principales fabricantes pactaron limitar su vida útil a 1000 horas.

Disfruten del siguiente documental de RTVE premiado con un ondas internacional de televisión 2011.